sábado 15 diciembre, 2018
Ultimas noticias

A tres meses de la ley de electrodependientes, una familia de Laferrere sigue sufriendo el tarifazo

Los familiares de Enzo Sabate recibieron una factura de 2.350 pesos de luz. Además, fueron excluidos de la tarifa social, a pesar de que el pequeño necesita del suministro para seguir viviendo. Piden la pronta reglamentación de la ley que garantiza gratuidad en el servicio. “Estamos peor que antes”, alertan.

Tres meses pasaron de la aprobación por unanimidad de la Ley Nacional de Electrodependientes que garantiza un servicio energético gratuito a las personas que requieren de la luz para mejorar su calidad de vida o, básicamente, para seguir viviendo.

Sin embargo, la nueva legislación, aun, no fue reglamentada por el ejecutivo y muchos hogares siguen recibiendo facturas con aumentos e intimaciones de corte por falta de pago.

Tal es el caso de la familia de Enzo Sabate, un nene de seis años, oriundo de Gregorio de Laferrere, que vive conectado a un respirador artificial. Su mamá, Perla Herrera, contó a El1 Digital como impacta en su casa la suba de servicios: “Nos llegó una factura de 2.350 pesos por solo un mes, estamos peor que antes”, alarmó.

“Hay familias que tienen que pagar 8 o 9 mil pesos de luz”, alertaron.

Excluidos
Pero eso no es todo. Cuando Perla se acercó a las oficinas de Edenor para realizar el reclamo y renovar la planilla de electrodependientes, se desayunó con la noticia de que fueron excluidos del beneficio de la tarifa social: “Me notificaron que me sacaron de la tarifa social por el consumo. Yo este invierno tuve que comprar un caloventor para hacerle frente al frío porque Enzo la estaba pasando muy mal”, explicó.

“Hice todos los reclamos, llamé al ENRE, presenté todos los papeles de Enzo, fui a Edenor, llamé al Ministerio de Energía y Minería y me dijeron que, aun, la ley no está reglamentada y, por eso, me dejaron en claro que tengo que pagar la boleta y después se verá si hay alguna solución”, detalló.

En este sentido, relató: “Una parte importante del sueldo de mi marido (cobra cerca de ocho mil pesos) o de la propia pensión de Enzo la estamos usando para pagar solo la luz. Después están los otros bienes y servicios que debo garantizar para que Enzo tenga una buena calidad de vida”.

La familia de Enzo está registrada como electrodependiente hace cinco años. Piden la inmediata reglamentación de la ley 27.351 para que dejen de replicarse historias de familias que tiemblan cada vez que llega una nueva factura: “Hay chicos que no están en el registro y pagan fortuna, les llegó a venir ocho o nueve mil pesos de luz”.