lunes 10 diciembre, 2018
Ultimas noticias

Choferes de la línea Almafuerte: cuando la solidaridad viaja en colectivo

Hace seis años, los conductores de la empresa de transporte público matancera comenzaron a realizar cruzadas solidarias en diversos pueblos del interior. En dos semanas, llevarán donaciones al Impenetrable chaqueño.

Todo comenzó en un viaje de pesca a Corrientes, en 2011. Allí, los chóferes de la línea Almafuerte conocieron con sus propios ojos las necesidades de los que menos tienen y, desde ese entonces, decidieron conformar un grupo solidario para llevar (en colectivo) donaciones y materiales a los pueblos más recónditos y carenciados del interior del país.

El “Grupo de Ayuda Almafuerte”, nombre elegido por los conductores solidarios de la empresa de transporte público, realizó varias cruzadas en diversas provincias y, ahora, prepara un viaje para mediados de junio, con la intención de llevar donaciones al Impenetrable chaqueño.

Alimentos, agua, ropa, útiles escolares, calzados y juguetes, son algunos de los materiales que el Grupo de Ayuda continúa recolectando. A diferencia de otras colectas, los chóferes utilizan sus días no laborales, sobre todo los sábados, para pasar a buscar, en colectivo, la mercadería donada por las personas. Asimismo, planean realizar una rifa interna entre los conductores de la empresa, cuya cabecera se encuentra en Isidro Casanova, para comprar más víveres en un mayorista.

“La alegría que tiene la gente cuando nos ve, es terrible. A veces, nosotros acá nos quejamos por cosas que no son importantes, en relación a los problemas serios que ellos tienen. Imagínate que vienen caminando desde muchos kilómetros de distancia para tener una bolsita con mercadería y llevarse un poco de ropa”, relató Cristian Castoñoli, chófer de la línea 218, al tiempo que destacó el gesto solidario de los otros diez compañeros que conforman el grupo y el apoyo brindando por la empresa Almafuerte.

Colectivo solidario

El pueblo de San Roque, en Corrientes, fue uno de los primeros lugares al que el Grupo de Ayuda Almafuerte llevó donaciones. Luego, vino Empedrado, en la misma provincia, y, posteriormente, Gualeguay, en Entre Ríos. También, intentaron hacer un viaje similar al de este año, pero el clima les jugó una mala pasada.

“Hace dos años quisimos ir al Impenetrable pero no pudimos entrar por la lluvia. Estuvimos más de doce horas en un micro encomienda, esperando que nos vayan a remolcar”, recordó Castañoli, en diálogo con El1 Digital.

En épocas donde priman las actitudes individualistas, los conductores de la línea Almafuerte prefieren dar la batalla por la solidaridad y la ayuda desinteresada hacia el otro. En este sentido, subrayan: “Hay que estar con el prójimo, con el que la está pasando mal, con el que necesita”.

Para colaborar, pueden buscar la página de Facebook Grupo de Ayuda Almafuerte, o bien comunicarse al 1523570812.