sábado 18 noviembre, 2017
Ultimas noticias

El Mercado Central, con más demanda por la inflación

Los comerciantes refieren que los consumidores se vuelcan al establecimiento ubicado en Tapiales porque pueden encontrar precios hasta ciento por ciento más bajos.

En medio de los altos índices de inflación y el aumento del costo de la canasta básica, el Mercado Central de Tapiales ofrece alternativas más que convenientes para cuidar el bolsillo, ya que los precios que se pueden encontrar allí pueden tener una diferencia de hasta ciento por ciento con respecto a los comercios barriales e hipermercados.

Un recorrido realizado por Radio Universidad en el Mercado Central de Tapiales dio cuenta de la extensa brecha de precios que existe con los comercios tradicionales y, en ese sentido, los vendedores del establecimiento comentaron que “los consumidores prefieren cada vez más hacer compras acá; se agrupan entre vecinos para comprar para el resto de su semana; otros, compran por mayor; y algunos hacen las compras para todo el mes”, contó el propietario de un local que comercializa productos de almacén.

“Los consumidores prefieren cada vez más hacer compras acá; se agrupan entre vecinos para comprar para el resto de su semana y otros, compran por mayor”, contó un comerciante.

“Pueden hacer compras mayoristas o minoristas, y lo suelen hacer los días miércoles o durante el fin de semana”, agregó Daiana, una vendedora del rubro de frutas y verduras, donde se pueden encontrar ofertas más que tentadoras.

Es que, por ejemplo, el costo de los dos kilogramos de fruta, tales como la naranja, la manzana –en sus dos tipos: verde y roja-, el pomelo, la mandarina y la pera, entre otras, oscilan entre los diez y los 25 pesos, mientras que en los hipermercados no bajan de los 30 pesos.

El caso de la manzana es una clara muestra de la distorsión que hay en los grandes hipermercados, dado que, incluso en el programa Precios Cuidados, que acaba de reincorporar esa fruta a su canasta, el kilo cuesta 22 pesos, lo cual representa un precio casi ciento por ciento más alto que el que se encuentra en el mercado matancero.

Por eso, la comerciante informó que “los productos más vendidos son la espinaca y la cebolla de verdeo, y los aumentos más grandes se vieron en el morrón y en el puerro” que, a pesar de su precio, siguen siendo convenientes. En este sentido, el medio kilo de morrón colorado se encuentra a 35 pesos y el precio del kilo de morrón verde, a 30 pesos. El medio kilo de cebolla de verdeo, 20 pesos y los dos paquetes de espinaca, 30 pesos.

Otra de las ofertas que concita el interés de muchos consumidores es el precio del pan que, la semana pasada, aumentó a 40 pesos, mientras que las facturas subieron a 75 pesos en las panaderías más grandes. Sin embargo, en el Mercado Central, el kilo de baguette se consigue a 17 pesos y la docena de facturas, a 30.

Un almacenero destacó: “En el último tiempo, aumentó la cantidad de clientes. En el caso de los productos de almacén, los que más solicitan son el azúcar, que el kilogramo está nueve pesos; la yerba, que el medio kilo está 25 pesos; y los fideos, que tenemos a partir de seis pesos”. “Ahora tenemos artículos de primeras marcas, pero con mejores precios” agregó el vendedor.