Lunes 21 Agosto, 2017
Ultimas noticias

En un tiroteo, un policía ultimó a un asaltante e hirió de bala a sus cómplices

En pleno centro de Ramos Mejía, un efectivo federal que se encontraba de franco y con su pareja fue abordado por tres delincuentes que le quitaron el auto. En el atraco, la víctima del robo se enfrentó a tiros con sus agresores y abatió a uno de ellos. Los otros dos fueron detenidos por uniformados de La Matanza.

En Ramos Mejía, tres delincuentes armados asaltaron a un hombre y a su esposa, quienes acababan de llegar a un restaurante en el auto del primero, un Chevrolet Cobalt. Tras amenazar a las víctimas, los desconocidos les quitaron el vehículo, que abordaron para escapar, según informaron a El1 Digital fuentes policiales y testigos del episodio, que fue cometido a las 21.30 del martes.

Sin embargo, en ese instante, el propietario del coche sacó un arma de entre sus pertenencias y se enfrentó a tiros contra los ladrones, de manera que comenzó una balacera en pleno centro comercial, ya que la acción tuvo lugar en la esquina de las calles Alsina y Necochea, un punto muy concurrido del centro ramense.

Los ladrones que intentaron fugarse fueron aprehendidos a cinco cuadras del lugar.

Es que, de acuerdo a los voceros, el dueño del Cobalt, identificado como López, es un cabo primero de la División Canes de la Policía Federal Argentina que, al momento de ser atracado, se encontraba de civil y junto a su mujer.

Así las cosas, el oficial abrió fuego con su pistola reglamentaria Browning de nueve milímetros y ultimó de un disparo a un ladrón de 22 años que se encontraba en el asiento de acompañante del vehículo que, junto a sus cómplices, intentaba sustraer.

Tras ello, López acertó sobre los otros dos, que, a pesar de ser impactados, en un principio, lograron huir del lugar. No obstante, fueron aprehendidos por policías por personal del Comando de Protección Comunitaria y la sección local en Avenida de Mayo y Suipacha, a unas cinco cuadras del escenario del tiroteo.

Allí, fueron identificados como Rodríguez y Vera, ambos de 17 y oriundos del barrio Los Pinos, de Villa Luzuriaga. Tras ello, una ambulancia los trasladó hasta los hospitales Balestrini y Paroissien, respectivamente, donde fueron asistidos y, según los reportes, se encuentran lúcidos y estables.

Asimismo, las fuentes indicaron que los efectivos de Ramos Mejía, las víctimas del robo y los transeúntes que presenciaron el enfrentamiento salieron ilesos del episodio y que, en poder del delincuente abatido, fue encontrada una pistola calibre 635 con su numeración suprimida.

En tanto, señalaron que el ladrón ultimado se llamaba José Andrés, de 18 años y vecino de los detenidos, sobre quienes, ahora, recaen acusaciones supervisadas por la UFI Nº 8 del Departamento Judicial de La Matanza.

Fuente: El1 digital