sábado 18 noviembre, 2017
Ultimas noticias

Los farmacéuticos rechazan la importación de medicamentos

Tras el anuncio del viceministro de Salud de la Nación, Néstor Pérez Baliño, distintas cámaras farmacéuticas expresaron su categórico desacuerdo con la medida de importar remedios para combatir su precio elevado.

El pasado 30 junio, en conferencia de prensa, el viceministro de Salud de la Nación, Néstor Pérez Baliño, anunció que se importarán remedios con el propósito de “promover una competencia real para que los laboratorios locales bajen fuertemente los precios”. Y lamentó: “Hubo aumentos de los laboratorios que no se pueden justificar. El último semestre, subieron un 43 por ciento”.

Consultado por El1 Digital, el presidente del Sindicato Argentino de Farmacéuticos y Bioquímicos (SAFyB), Marcelo Peretta, confirmó que -formalmente- consejo directivo de la entidad que lidera manifestó su “desacuerdo con la medida de importar medicamentos para combatir su precio elevado”. En esa misma línea alertó: “Importar un remedio sin tener la certeza de su debida calidad puede matar a una persona”.

“La manera efectiva de bajar el precio es aplicando la ley 25649/02 que obliga recetar genéricos”, sostuvo Perreta.

Asimismo, el referente del gremio farmacéutico sostuvo que “el ingreso al mercado local del productos extranjeros no asegura que bajen los precios”. Además, advirtió que la apertura de productos importados permitirá “que ingresen productos sanitarios sin el piso de calidad argentino, con una industria farmacéutica bien desarrollada y rigurosamente controlada por ANMAT”.

“La manera idónea y efectiva de bajar el precio de los remedios es aplicar irrestrictamente la ley 25649/02 que obliga al médico a recetar el nombre genérico y al farmacéutico a dispensar productos equivalentes y más económicas. Hay que tener en cuenta que son igualmente efectivos que los artículos de primerísima línea. Las marcas más conocidas del mercado, las líderes, siempre son las más caras”, sentenció el titular de la SAFyB.

Posteriormente, Perreta señaló que importar remedios tiene un efecto social muy importante en estos difíciles momentos; ya que se reducen fuentes laborales. Y concluyó: “Es necesaria una ley que garantice el acceso de la población a los medicamentos recetados. También, debe reestructurarse el modelo actual de las farmacias y recompensar al establecimiento que dispense el producto más económico, como sucede en otros países”.