martes 18 septiembre, 2018
Ultimas noticias

Vecinos de La Matanza se manifiestan en contra del aumento de las tarifas

Cientos de personas se autoconvocaron para marchar en San Justo con el objetivo de rechazar los aumentos de las facturas de gas, agua y electricidad. “Más del 90 por ciento de los matanceros no puede afrontar el pago de los servicios”, indicaron.

Este lunes, cientos de personas oriundas de los distintos barrios del Distrito realizan una concentración y marcha en las calles de San Justo con el objetivo de rechazar el aumento de las tarifas de gas, agua y electricidad.

Por ello, desde esta mañana, se llevan a cabo distintas actividades seguidas de una movilización hacia las empresas proveedoras de los servicios. Luego, los manifestantes irán hacia el Honorable Concejo Deliberante (HCD) y, finalmente, se realizará un acto frente al Palacio municipal.

En diálogo con El1 Digital, Hugo Osores, integrante de Vecinos Autoconvocados de González Catán, declaró que lo que se busca es que el Estado local declare la emergencia social en La Matanza.

“Estamos atravesando una situación crítica y, por eso, les pedimos que anulen los aumentos hasta la fecha de noviembre del año pasado. Eso es lo que planteaba la ley que fue aprobada por el Congreso, pero que, luego, fue vetada por el Presidente. Tiene que declararse la emergencia por el aumento de los servicios, por la cantidad de personas desempleadas o que no pueden acceder a los planes y por las subas en los artículos de primera necesidad”, indicó.

Asimismo, aseguró que, tras un relevamiento realizado por la organización, se estima que “hay más de dos millones y medio de personas que viven bajo una situación crítica”. “Más del 90 por ciento de los matanceros no puede afrontar el pago de los servicios. Necesitamos resolver esta situación y, para ello, el Estado debería poner al servicio sus recursos para garantizar, así, el derecho básico de la población al acceso a la energía eléctrica”, sostuvo Osores.

En tanto, reveló que “cada día hay más vecinos sin un plato de comida”. “Esto ya no lo podemos permitir. Les están cortando los servicios porque no se pueden pagar y la gente no puede dejar de comer para pagarle a EDENOR”, concluyó.