Jueves 27 Julio, 2017
Ultimas noticias

Vivió una infancia dura y ahora saca a pibes de la calle

En su casa del barrio Conett de Isidro Casanova, Diego Brito brinda apoyo escolar y puso un comedor. La historia de un hombre que pide ayuda para seguir ayudando a través del deporte.

Tras haber conocido los vicios de la marginalidad durante su infancia y adolescencia, Diego Brito, un vecino del barrio Conett de Isidro Casanova, fundó hace casi 12 años el Club Los Leones, una institución que actualmente brinda, además de actividades deportivas, apoyo escolar y comedor a más de 50 pibes, a los que recibe diariamente en su casa para “mantenerlos ocupados” y que no aprendan “cosas malas” en la calle.

“Yo tengo 42 años y cuando era chico hice mucha esquina y ahí sólo aprendí cosas malas. Ahora, lo único que busco es que ellos puedan tener otros proyectos. Cada hora que ellos pasan acá, es una hora que ganás contra la calle ante la ausencia del Estado”, expresó el referente barrial.

En el año 2006, ayudado por su familia y muchos vecinos de Conett, Brito comenzó a construir lo que parecía una utopía. “Cuando me fui a anotar a la liga de fútbol, los otros clubes se me reían porque yo no quería cobrarle nada a los chicos. Me decían que iba a durar un par de meses. Ya pasaron 12 años y seguimos acá”, expresó orgulloso.

Al principio comenzaron en un baldío que les prestó un vecino, pero al paso de un tiempo, el bondadoso hombre falleció y sus hijos vendieron los lotes. “Tuvimos que empezar de cero. Fue entonces que nos propusimos convertir un basural en una cancha de fútbol, en un predio donde el Municipio de La Matanza nunca hizo nada. Nos encargamos de limpiar y ahora pudimos construir una cancha de material. También tenemos cuatro canchas de tierra y un sector con juegos de plaza ”, detalló el vecino.

Meses atrás, el Club Los Leones inició la construcción de los vestuarios, gracias a la ayuda que recibieron de la Universidad Nacional de La Matanza (UNLaM), por intermedio de la gestión que realizó Lorena Turriaga, quien el fin se semana pasado visitó las instalaciones para reunirse con los vecinos e interiorizarse de sus demandas.

Para seguir adelante con esa obra, que actualmente se encuentra paralizada, desde la institución lanzaron un pedido de donaciones. “Tenemos las paredes y queremos terminar la losa.Necesitamos materiales de construcción de todo tipo: arena, cemento, hierro, piedra. La idea es poder terminar los vestuarios y, después, seguir construyendo. Tenemos muchos chicos y el espacio es reducido”, explicó Brito.

Asimismo, remarcó que, en algunas ocasiones, las donaciones de comida se acaban y no puede seguir adelante con el servicio de comedor. “A veces no tengo comida y le tengo que pedir a los pibes que vuelvan a sus casas. La mayoría de ellos no pueden hacer todas las comidas del día”, indicó y, luego, agregó: “En un mes es el día del niño. No tenemos nada para dar. Necesitamos que ayuden con juguetes, ropa y materiales deportivos”.Quienes puedan y deseen ayudar a los niños de Los Leones, deben comunicarse por teléfono con Diego Brito al 15-6482-7894.