viernes 13 diciembre, 2019
Ultimas noticias

Alerta epidemiológica por un caso confirmado de sarampión

Fue emitida por la Secretaría de Salud de la Nación, a raíz de la detección de la enfermedad en un hombre de 44 años que había viajado a Brasil. «Por suerte, por lo menos en La Matanza, no hemos tenido casos positivos», aseguró, a este medio, el director de Políticas Saludables e Investigación Epidemiológica del Municipio, Rubén Carlevaro.

El miércoles, la Secretaría de Salud nacional emitió una alerta epidemiológica tras la confirmación de un caso de sarampión en un hombre de 44 años, residente en la Ciudad de Buenos Aires, con el antecedente de haber viajado a Brasil días antes. El vecino porteño comenzó a padecer fiebre el 10 de agosto púltimo, a lo cual se sumó un exantema días después.

El caso resultó confirmado en el Laboratorio Nacional de Referencia ANLIS Carlos G. Malbrán, donde se encuentran en desarrollo las pruebas para identificación de genotipo y linaje viral. Desde la Secretaría de Salud, se recordó que, a partir de la eliminación de la circulación endémica del sarampión en Argentina en el año 2000, se confirmaron 49 casos importados o relacionados a importaciones. En la Región de las Américas, en cambio, solo en el corriente año se registraron más de 4.500 casos confirmados de esta enfermedad, incluidas defunciones.

Por este motivo, la Secretaría recomienda a quienes viajen al exterior verificar contar con un esquema de vacunación contra el sarampión completo para la edad según el Calendario Nacional de Vacunación (vacuna doble o triple viral). De no contar con las dos dosis recomendadas, la vacuna deber ser aplicada, como mínimo, 15 días antes del viaje. Además, los niños de seis a once meses que viajen a áreas de circulación viral activa deben recibir una vacuna triple viral. “Esta dosis no debe ser tenida en cuenta como esquema de vacunación. Se administrarán las dosis correspondientes al Calendario Nacional de Vacunación al año de vida y al ingreso escolar”, aclararon.

En La Matanza

En diálogo con El1 Digital, el doctor Rubén Carlevaro, titular de la Dirección de Políticas Públicas Saludables e Investigación Epidemiológica del Municipio, explicó: “Como hay un control permanente y estamos en vías de erradicación de la enfermedad, cuando aparece un caso nuevo, automáticamente se informa para que haya una alerta general que, ante la presencia de las llamadas febriles exantemáticas, o sea un paciente con fiebre y exantemas, el caso sea denunciado para estudiar que no sea sarampión”.

Y amplió: “Este año, hubo algunos casos en el norte de nuestro país, y creo que en Buenos Aires; el tema es actuar rápidamente para cortar la circulación. Nosotros, en general, desde los datos que manejamos en Epidemiología y en la Secretaría de Salud, venimos muy bien con el tema de la cobertura de vacunas. Además, por suerte, no se están viendo casos nuevos”.

Sobre la articulación entre el Municipio y la Secretaría de Salud nacional, Carlevaro detalló: “Nación avisa a todos los centros de Epidemiología que hubo un caso nuevo para que todos estemos alertas ante esta situación y se intervenga. Además, se hace un recordatorio. Nosotros hacemos exactamente lo mismo, bajamos la alerta y hacemos el recordatorio a nuestros efectores para evitar que se nos pase por alto. Si detectáramos que hay un caso sospechoso, mandamos inmediatamente al barrio un equipo de vacunadores. Por suerte, y por lo menos en La Matanza, no tuvimos casos positivos”.

Síntomas

Carlevaro, asimismo, recordó los principales síntomas  del sarampión. “Fundamentalmente fiebre alta, lo que nosotros denominamos el triple catarro, porque el paciente puede tener conjuntivitis, catarro nasal y catarro bronquial; además, la aparición de exantemas, que son como ronchitas en todo el cuerpo, y por eso le llamamos enfermedad febril exantemática. Ante esa circunstancia, los médicos nos informan del caso y, al paciente, se le hacen estudios y seguimientos para descartar que sea sarampión o cualquier otra enfermedad de ese tipo”.