sábado 14 diciembre, 2019
Ultimas noticias

Batas azulgranas para el Hospital del Niño de San Justo

San Lorenzo de Almagro se sumó a la movida surgida en Europa en la que varias instituciones transforman camisetas de sus ídolos en batas para niños que tienen que someterse a alguna cirugía. El Ciclón es el primer club del país en hacerlo y se acercó al nosocomio pediátrico matancero para entregar las primeras prendas, hechas con las camisetas originales de jugadores y jugadoras de sus equipos de fútbol de Primera División.

No todos los héroes usan capa. En el Hospital del Niño de San Justo, por ejemplo, usan batas. Batas azulgranas, para ser más precisos. Es que hace unos días, el club San Lorenzo de Almagro donó unas cuantas batas confeccionadas con camisetas originales de jugadores y jugadoras de sus equipos de Primera División para que los niños y las niñas que tengan que someterse a una intervención quirúrgica lo hagan con una prenda especial, diferente, mucho más divertida que las clásicas batas blancas o celestes.

Esta maravillosa iniciativa, llamada “Las batas más fuertes”, nació en Europa hace un tiempo, a través de una idea de la revista Panenka, con clubes como Barcelona y Atlético de Madrid como precursores, y llegó al país a través de la institución de Boedo, que, de esta manera se transformó en la primera en sumarse en el país. Aunque se espera que no sea la única.

“Sabíamos de esta movida que hacían clubes europeos y por eso nos contactamos con todos los clubes del país para poder hacerlo acá también. La gente de San Lorenzo fue la primera en respondernos y, rápidamente, nos trajeron diez batas hechas con camisetas masculinas y femeninas de diferentes jugadores que ya están en el quirófano”, cuenta Eduardo Marí, director del Hospital del Niño de San Justo.

Y agrega: “Para cualquier persona, someterse a una cirugía es un momento de mucha tensión. Y mucho más para un niño. Es por eso que nos pareció muy interesante que, de alguna manera, puedan minimizar ese efecto colocándose la bata de su equipo de fútbol”.

Desde San Lorenzo, se mostraron muy felices y orgullosos por haber dado el puntapié inicial con esta acción solidaria. “Siempre decimos que San Lorenzo es mucho más que los 90 minutos que juega el equipo de Primera. Y esto es un ejemplo que lo confirma. La movida nos pareció hermosa, maravillosa. Y apenas nos enteramos a través de Clarisa Cincotta, que trabaja en el área de CASLA Social, nos propusimos hacerles llegar las batas rápidamente al Hospital del Niño de San Justo”, relata Javier Guastalegname, prosecretario del club.

“Usamos camisetas de Fabricio Coloccini, Pipi Romagnoli, Marcos Senesi, Nahuel Barrios y, también, de Eliana Medina, capitana del equipo femenino”, especifica el dirigente del Ciclón. Y añade: “Es reconfortante poder sacarle una sonrisa a un chico o a una chica que tiene que pasar por una situación tan estresante como una operación. Ojalá más clubes se sumen a esta iniciativa”.

“La enfermedad es un rival que da miedo, pero al que se le puede ganar. Sabemos que, cuando nos ponemos la camiseta de nuestro equipo, somos más valientes, más fuertes, más capaces de hacer frente a cualquier rival”. Ese es el lema de esta maravillosa movida, a la que el Hospital del Niño de San Justo y San Lorenzo de Almagro se sumaron sin dudarlo. Porque no todos los héroes usan capa. Hay muchos niños y niñas héroes que usan batas. Y, si son coloridas, mucho mejor. Por ahora, hay batas azulgranas. Pero pronto, seguramente, habrá de otros colores.