martes 14 julio, 2020
Ultimas noticias

Con un mensaje «antigrieta», Espinoza y Valenzuela se reunieron para coordinar acciones ante la pandemia

Los intendentes de La Matanza y Tres de Febrero acordaron reforzar los controles y las tareas de sanitización en los accesos que comparten ambas jurisdicciones y trabajar en protocolos conjuntos para dar lugar «a la mayor apertura económica posible». «Vienen los días más difíciles», advirtieron y llamaron a buscar acuerdos «sin distinciones partidarias».

En la búsqueda de acordar acciones conjuntas con uno de los distritos con los que comparte fronteras, el intendente de La Matanza, Fernando Espinoza, recibió, este miércoles, a su par de Tres de Febrero, el cambiemita Diego Valenzuela, «para discutir problemáticas, necesidades y estrategias conjuntas y encontrar respuestas coordinadas en el marco de la pandemia y la post-pandemia».

El encuentro se dio en momentos en que Valenzuela, junto a otros más de 50 alcaldes bonaerenses de Juntos por el Cambio, elevaron una carta al Gobernador bonaerense, Axel Kicillof, para reclamarle mayor «autonomía» y «flexibilidad» para administrar la cuarentena en sus distritos. En ese contexto, Espinoza aclaró su respaldo a las decisiones del mandatario provincial porque, remarcó, «trabaja cada día para garantizar la salud de todos los bonaerenses y reactivar la economía». «Estamos en el camino correcto», dijo el intendente matancero para evitar suspicacias.

Pese a sus diferencias en ese sentido, Espinoza y Valenzuela se enfocaron en los puntos en común. «Fue una charla y una reunión de trabajo excelente, trabajando sobre las cosas que necesitamos ambos, el pueblo de Tres de Febrero, como el pueblo de La Matanza”, planteó el matancero, quien aseguró que acordaron «reforzar los controles de tránsito, la seguridad, las desinfecciones de los colectivos y todo lo que tiene que ver con la sanitización del espacio público”.

«También, vamos a seguir trabajando juntos en la reactivación de las industrias, en los protocolos que estuvimos hablando para tratar de  generar la mayor apertura económica que podamos para nuestros comerciantes, para nuestros industriales y para los que más necesitan», sumó en ese sentido.

«Hablamos de temas que compartimos, algunos más del vecindario, más micro, más de lo cotidiano, sobre la zona de Ciudadela, en las avenidas Díaz Vélez, Gaona y Rivadavia, y otras inquietudes comunes que tenemos, sin distinciones partidarias, sobre cómo trabajar mejor en términos de la pandemia, de lo sanitario, de lo social, del alimento y, también, buscar los máximos acuerdos posibles para defender a los bonaerenses», aportó Valenzuela por su parte.

En otro de los puntos en que ambos dirigentes expresaron sus coincidencias fue en el pronóstico sobre la evolución de la pandemia en el Conurbano bonaerense. «Sabemos que vienen los días más difíciles, que todavía no llegaron, y el mortal virus con el que peleamos no sabe de avenidas, no entiende de jurisdicciones, ni le importan las posiciones políticas ni ideológicas. Por eso, estamos juntos hoy y vamos a seguir estando juntos, buscando siempre las coincidencias», planteó Espinoza, mientras que Valenzuela advirtió que «viene una etapa difícil», por lo que llamó a encontrar «acuerdos para transitar con trabajo e inclusión estos momentos».

«Lo que también deja claro el coronavirus es que no puede haber diferencias políticas sobre cómo atacamos la pandemia. Están equivocados algunos argentinos que piensan que el problema es la cuarentena. El problema es la pandemia, no la cuarentena», cerró Espinoza para dejar sentada su posición sobre las posturas «anticuarentena», de cara a la próxima fase del aislamiento, en la que se espera que las restricciones se mantengan en el Gran Buenos Aires.