martes 17 septiembre, 2019
Ultimas noticias

“El hambre no se tolera”: ollas populares en San Justo para exigir la emergencia alimentaria

En una jornada de protesta encabezada por el Movimiento Evita local, las organizaciones sociales buscan reforzar la demanda de la Iglesia y de los intendentes del PJ bonaerense.

En una continuidad de las medidas de protesta encaradas por los movimientos sociales esta semana, que incluyó una masiva manifestación en Desarrollo Social y el Congreso el miércoles, las organizaciones populares instalaron ollas populares este viernes, en la plaza de San Justo, para seguir exigiendo la declaración de la emergencia alimentaria en Provincia y Nación.

En particular, la jornada matancera fue organizada por el Movimiento Evita local, que forma parte de la CTEP, pero se sumaron integrantes de otras organizaciones, como la CCC, el Frente Social Independencia y Seamos Libres. Además, hubo otras presencias que marcaron la agenda política de la jornada: el obispo de San Justo, monseñor Eduardo García, y la secretaria de Desarrollo Social de La Matanza, Liliana Pintos, además del secretario de Gobierno local, Rolando Galván, y el concejal oficialista Adrián Pagani. Y se sumaron referentes sindicales, como Hugo Melo, de la UOM.

Así, se replicó en el Distrito lo que sucede a nivel nacional: todos los sectores sociales y políticos, incluyendo la Iglesia, los legisladores, los sindicalistas, los movimientos sociales y los referentes empresariales están a favor de la declaración de la emergencia.

Con esta acción, los movimientos reforzaron “el reclamo de la Iglesia, de los intendentes y de gran parte de la sociedad, que está pidiendo que se sancione la emergencia alimentaria para que, rápidamente, se puedan reasignar partidas presupuestarias”, planteó Gerardo Fernández, titular de esa organización en La Matanza, en diálogo con Radio Universidad.

Con esa idea de mostrar la confluencia con el reclamo que presentaron la Pastoral Social de la Iglesia y los intendentes del PJ bonaerense en los últimos días, el lugar elegido para instalar las ollas populares fue frente a la Catedral de San Justo y al Palacio Almafuerte, sede del Gobierno municipal.

“Este Gobierno hace oídos sordos al reclamo del pueblo y solo benefició a los especuladores financieros, a las empresas energéticas y no quieren escuchar porque responden a otros intereses. Tuvimos diálogo con todos los ministros y se lo planteamos, pero están empecinados en favorecer a una minoría a costa del hambre del pueblo”, sumó Fernández.

Mientras el reclamo por la emergencia crece impulsado por distintos sectores, la Gobernadora, María Eugenia Vidal, anunció, el jueves, un paquete de medidas sociales y rechazó la posibilidad de sancionar la emergencia.

“La declaración de emergencia en cualquier rubro -la Provincia lo declaró en materia de seguridad y de infraestructura- sirve, siempre y cuando, dé herramientas; sino, son meras declaraciones. Tenemos todas las herramientas que necesitamos”, dijo en ese sentido.

A nivel nacional, el Presidente, Mauricio Macri, también rechaza la demanda por la emergencia alimentaria, mientras que los diputados de todos los bloques opositores buscarán, la próxima semana, convocar a una sesión especial para aprobarla, en respuesta al reclamo de las organizaciones.