lunes 04 julio, 2022
Ultimas noticias

Reglamentaron la Ley de Etiquetado Frontal y las empresas comenzarán a adaptar los envases de los alimentos

El Gobierno nacional publicó el decreto en el Boletín Oficial. Desde la Sociedad Argentina de Nutrición y Alimentos Reales celebraron la noticia, pero señalaron que aun están en pleno análisis de la “letra chica” de la nueva normativa.

Este miércoles, por medio del Decreto 121/2022 publicado en el Boletín Oficial, el Gobierno nacional finalmente reglamentó la llamada Ley de Etiquetado Frontal de Alimentos Nº 27642, la cual establece que los alimentos y bebidas envasados en ausencia del cliente y comercializados en Argentina, cuya composición final de nutrientes críticos y valores energéticos excedan los valores establecidos en la norma, como por ejemplo azúcares, sodio, grasas saturadas, grasas totales, calorías, deben incluir en la cara principal un sello de advertencia indeleble por cada nutriente crítico en exceso. En estos casos, entonces, en los sellos deberá figurar “Exceso en azúcares”, “Exceso en sodio”, “Exceso en grasas saturadas”, etcétera, según corresponda.

En caso de contener edulcorantes, el envase debe contener una leyenda precautoria inmediatamente por debajo de los sellos de advertencia con la leyenda “Contiene edulcorantes, no recomendable para niños/as”.

En caso de contener cafeína, el envase también debe contener esta leyenda precautoria inmediatamente por debajo de los sellos de advertencia, con la leyenda: “Contiene cafeína. Evitar en niños/as”.

Así, según lo establece el Anexo adjuntado al Decreto, la elaboración y colocación de los sellos está dividida en dos etapas, de acuerdo a los porcentajes máximos permitidos de nutrientes críticos en los alimentos y bebidas envasadas, que son más un poco más “laxos” en la primera instancia, y con valores más ajustados en la segunda.Con la reglamentación de esta norma, que fue aprobada por la Cámara de Diputados nacional en octubre de 2021, las empresas tendrán que comenzar a preparar y colocar los sellos en los alimentos envasados en cuestión.

De esta manera, la primera etapa se desarrolla dentro de los nueve meses desde la fecha de entrada en vigencia de la Ley que se reglamenta, y se extiende a 15 meses para las pequeñas y medianas empresas.

El límite para la segunda etapa, en tanto, se fijó en 18 meses desde la entrada en vigencia de la ley reglamentada, y de 24 meses para las PyMes.

En comunicación con El1 Digital, el licenciado en Nutrición y director ejecutivo de la Sociedad Argentina de Nutrición y Alimentos Reales (SANAR), Ignacio Porras, señaló: “Por el momento, estamos en la lectura profunda de la reglamentación, eso nos va a llevar por lo menos un día entero para ver si hay cuestiones que revisar, aunque, obviamente, para nosotros la publicación de la reglamentación es una excelente noticia”.