viernes 28 febrero, 2020
Ultimas noticias

Sigue el debate por el congelamiento del kilo de pan a cien pesos

Es una iniciativa de la Federación Argentina de Panaderos para afrontar la crisis económica y estabilizar el comercio. Para concertarla, no debería aumentar el valor de la harina.

Tras el acuerdo entre el Gobierno y los supermercadistas en los precios de los productos básicos que no contarán con la quita del IVA, la implementación de la Tarjeta Alimentaria y el regreso del plan «Precios Cuidados», la Federación Argentina de Panaderos le envió una carta a Daniel Arroyo, ministro de Desarrollo Social de la Nación, en pos de encontrar una salida al aumento de las tarifas.

En diálogo con Radio Universidad, Roberto Silva, presidente del Centro de Industriales Panaderos del Oeste, afirmó que aun no hay certezas sobre el tema y tampoco recibieron una respuesta por parte del Gobierno.

“Con los aumentos, el kilo de pan debería estar entre 120 y 140 pesos. Es una realidad. Desde el 20 de diciembre hasta hoy, hubo entre un 20 y un 30 por ciento de incremento en los insumos necesarios y en los servicios”, comentó Silva.

Respecto a la actualidad de los comerciantes, Silva hizo referencia a la situación socioeconómica de la población y mencionó: “Nosotros esperamos que en los primeros seis meses haya un incentivo en los clientes, la gente viene de una etapa de endeudamiento en lo cotidiano y hogareño y somos conscientes de eso. Primero, sacan las cuentas y, después, deciden el consumo”.

Por otra parte, remarcó que el rubro de la panadería “suele ser muy solidario”. El hecho de que la harina no aumente es la condición para que el negocio pueda salir adelante: “Lo que a nosotros nos mata es la competencia desleal y el riesgo de la falta de seguridad alimentaria. Es verdad que hay pan a 50 o 60 pesos, pero no se sabe el origen de sus productos. Cuando yo hablo me refiero a las panaderías que están habilitadas, que pagan los impuestos”.

“Si bien las ventas fueron bajas porque venimos así hace un tiempo, ahora, repuntó un poquito a fin de año. La gente tiene buenas expectativas de este Gobierno, habrá que tener un poquito de paciencia”, concluyó.